695280973
info@rubikhome.es
Calle Secoya, 29 Local, 28045. Madrid (Madrid)
Presupuesto

Ayudas y subvenciones

Desde el año 2007, todo edificio de nueva construcción está obligado a presentar desde la fase de proyecto su calificación energética. Por otro lado, la Directiva 2002/91/CE, establece que compradores y usuarios de un edificio deberán contar con un certificado de eficiencia energética del mismo. Este certificado acredita que tanto en su diseño como en su construcción se han contemplado los criterios orientados a lograr el máximo aprovechamiento de la energía.

Además de normativa de obligado cumplimiento, tanto desde Europa como a nivel Nacional y de Comunidades Autónomas (CC.AA) se han establecido programas de ayudas a la construcción a este tipo de construcciones, bien mediante instrumentos específicos, bien como parte de líneas generales de actuación (planes de financiación comunitaria, planes medioambientales etc)
Así, en 2018, se aprobó el nuevo Plan Estatal de Vivienda 2018-2021, que contempla una serie de ayudas y subvenciones a la construcción orientadas al acceso de los jóvenes a las viviendas, a las reformas o construcciones de alta eficiencia energética y al fomento del alquiler.

La cuantía máxima para las subvenciones del Plan Estatal de Vivienda 2018-2021 asciende a 1.443 millones de euros.

Por otro lado, la Unión Europea anunció el lanzamiento del Pacto Verde Europeo (Green Deal), un nuevo y ambicioso paquete de medidas que se desplegarán entre 2020 y 2021-22, y que pretende dotar de una nueva estrategia de crecimiento a la UE que permita alcanzar una economía sostenible y neutra en emisiones de carbono para 2050. Marca además un hito intermedio de reducción de emisiones de 50-55% para 2030. Este programa prevé movilizar al menos 100.000 millones de euros durante su ejecución.

Por último, la situación de pandemia y sus efectos económicos ha llevado a la Unión Europea a la creación de un Plan de Recuperación, basado en el Fondo Next Generation que articula tres áreas completas de estímulos aplicables a la construcción sostenible:

Financiación para proyectos que supongan unas transiciones climática y digital justas, a través del Fondo de Transición Justa y el programa Europa Digital.
Lucha contra el cambio climático, con el 30 % de los fondos de la UE, el mayor porcentaje en la historia del presupuesto europeo.
Protección de la biodiversidad e igualdad de género

Es importante resaltar que las ayudas públicas están siempre condicionadas al cumplimiento de una serie de requisitos y condiciones, por lo que no pueden considerarse de concesión automática, si no que habrán de ser estudiadas caso a caso.

Algunos aspectos que pueden influir en la obtener ayudas públicas son:

– Existencia de partida presupuestaria por parte de la Administración concedente de las ayudas.
Localización (Urbana, Rural)
Tipología (Nueva construcción, demolición previa, rehabilitación etc…)
Titularidad (Jóvenes, personas mayores, nivel de ingresos, grados de minusvalía)
Utilidad (Primera o segunda residencia)

Ayudas públicas directas a la construcción

Actualmente existen ayudas a la construcción directas a la construcción de viviendas a nivel estatal, gestionadas por las CC.AA., que a su vez tienen planes propios de ayudas, atendiendo al material de construcción, características de las viviendas o su localización.

Por ejemplo, dentro del Plan Estatal de Vivienda, los menores de 35 años pueden acceder a una ayuda para comprar una vivienda con un máximo del 20 % de su valor hasta un máximo de 10.800 euros.

Comunidades Autónomas como Galicia, han implementado ayudas a la redacción de proyectos de ejecución de nuevas viviendas unifamiliares o de rehabilitación o reconstrucción de viviendas unifamiliares que empleen productos de madera como elementos estructurales.

Son subvencionables los costes de los honorarios técnicos de redacción de los proyectos básico, en caso de que se redacte, y de ejecución, incluidos los derechos colegiales con un tope máximo de 25.600 euros.

Actualmente las ayudas directas a la construcción están muy tasadas por los requisitos del Plan Estatal de Vivienda (entorno rural, reconstrucción, acceso de jóvenes a la vivienda), si bien con la entrada en escena del Pacto Verde Europeo y el Fondo Next Generation durante el año 2021, se prevé que las ayudas y subvenciones a la construcción sostenible se amplíen exponencialmente, fomentando la autopromoción, la repoblación de zonas rurales o despobladas y por supuesto el ahorro energético de las nuevas construcciones.

Ayudas directas a la rehabilitación

Las ayudas directas a la rehabilitación se enmarcan en la misma regulación legal Nacional y Europea que las destinadas a las ayudas directas a la construcción.

  • Plan Estatal de Vivienda.
  • Pacto Verde Europeo (Green Deal).
  • Fondo Next Generation.

En el global de la atribución de fondos se prevé una partida presupuestaria mayor, especialmente ligada al Pacto Verde Europeo, ya que para alcanzar los objetivos previstos 2030 y 2050, es necesario actuar sobre una gran cantidad de edificios anticuados.

También las viviendas individuales, separadas o lineales, pueden ser objeto de este tipo de ayudas que afectan tanto a elementos constructivos, como a renovación de sistemas de calefacción, cerramientos etc.

Se tramitan a través de las CC.AA. y se centran en tres ejes fundamentales:

Eficiencia energética y sostenibilidad
Conservación
Seguridad de utilización y Accesibilidad.

Actualmente se subvencionan importes de 8.000,00 euros por vivienda con un límite del 40% del total de la inversión. En este tipo de ayudas es importante revisar los planes propios de cada Comunidad Autónoma, por si existen ayudas a la construcción compatibles, especialmente en materia de Eficiencia Energética y sostenibilidad.

Al igual que en el caso de las ayudas a la construcción el arranque del Pacto Verde Europeo y el Fondo Next Generation durante el año 2021, hará que lleguen nuevos paquetes de ayudas y aumentos de los importes de las mismas.

Eficiencia Energética y Sostenibilidad

Es quizá la partida presupuestaria mas importante en lo relativo a la construcción y reforma de viviendas sostenibles y eficientes.

La Eficiencia Energética y la sostenibilidad se basa en tres pilares, la construcción de edificios con materiales sostenibles y fácilmente reciclables, un mejor aprovechamiento energético y el uso de energías renovables.

Construir de una forma sostenible es un proceso que comienza desde la elección de los materiales de construcción, el sistema de construcción, y la vida útil de la construcción, incluso contemplando desde el principio la fase de demolición y la gestión de residuos.

El aprovechamiento energético es de obligado cumplimiento en las edificaciones. Las instalaciones en los edificios proporcionan servicios necesarios como son la electricidad, agua, gas, calefacción, refrigeración, ventilación, servicios de telecomunicaciones, automatización y control, seguridad y accesibilidad. Una construcción sostenible es aquella en la que sus instalaciones generan ahorro energético y aumentan su uso eficiente.

En cuanto a las energías renovables, son aquellas que proceden de recursos naturales de naturaleza no fósil. Las posibilidades van desde energía solar, eólica, hidráulica, biomasa o geotérmica. El impacto ambiental en el uso y explotación de energías renovables es menor que la de los sistemas de generación energética de fuentes fósiles.

La instalación de sistemas de eficiencia energética está en su mayor parte apoyada por las políticas Europeas, Nacionales y Autonómicas, si bien hay que contemplar la variante municipal, ya que vía incentivos como rebajas en el IBI, la instalación de placas solares, la iluminación de bajo consumo, o de ciertos sistemas de ventilación, refrigeración etc, pueden suponer beneficios extraordinarios para el usuario de la vivienda.

Es el caso del Ayuntamiento de Córdoba, que aplica una rebaja del 50% del IBI por la instalación de sistemas de autoconsumo eléctrico, durante 30 años y con el límite del coste de la instalación.